Cómo hacer que el verano dure todo el año

La mejor época del año está a punto de acabar y no quieres dejarla ir. ¿Pero quién dice que tengas que hacerlo? Continuar en modo verano este otoño es solo una cuestión de iniciativa y saber hacer.

20170831_How-to-make-the-Summer-last-all-year-long-1

 

El verano es todo esto: días soleados y playas, varios ritmos y lugares, comidas ligeras y largas tardes con amigos. Por mucho que odiemos pensar en ello, dura sólo tres meses. A pesar de que todo llega a su fin, no quiere decir que no puedas mantener la esencia del verano el resto del año. Está claro que no puedes mantener el sol y las altas temperaturas, pero el resto puedes. Te diremos cómo conseguirlo en estos sencillos pasos.

1.  Despiértate pronto. Sí, tienes que empezar por el principio y eso requiere estar activa desde primera hora de la mañana. Tienes que aprovechar las horas de luz del día entero. Gradualmente, las noches se convierten en más largas, así que es importante saber disfrutar de todos los minutos de sol. Esto requiere poner tu alarma un poco antes.

2. Sal a correr. Aprovecha del tiempo extra que ganas por despertarte más temprano, dando un paseo o saliendo a correr. Hacer ejercicio a primera hora de la mañana es una de las principales fuentes de energía, a pesar de parecer lo contrario. En esta época del año nos sentimos más cansadas y perezosas al salir del trabajo y ser ya de noche. Esto quiere decir, si hacer deporte a primera hora de la mañana te cuesta, hazlo por la tarde. Sigue habiendo un poco de luz y la temperatura es agradable aún. Lo importante es que empieces con tu rutina de ejercicios.

20170831_How-to-make-the-Summer-last-all-year-long-2

3. Mantén la sensación de verano a tu alrededor. No hay nada como los sentidos para activar la memoria. Si no lo crees, piensa en un buen recuerdo. ¿Qué recuerdas? ¿Es perfume? Nuestro sentido del olfato es uno de nuestros aliados para el eterno verano.  Utiliza velas, cremas y perfumes con notas frescas y florales. Úsalo en la ducha cada mañana y llévalo siempre en tu neceser de cosmética todo el año.

4. Mantén tu piel morena. Sí, sabemos que es fácil de decir. Es posible, gracias a una buena colección de productos que mantienen tu piel hidratada y el tono adquirido durante horas en la playa.

5. Mímate con una manicura. Y una pedicura. Porque llevar los pies perfectos y cuidados es algo que sólo haces en verano, pero tiene que ser durante todo el año. Elige color fuertes y vivos, como verde, azul y fucsia. Contrasta con tonos pastel, como un violeta o vainilla.

6. Vístete de colores alegres. ¿Pensando en deshacerte de toda tu ropa de verano? ¡No tan rápido! Quédate con algunas de las prendas que puedan ser veraniegas, como jerséis en amarillo o naranja, incluso blanco, hace unas temporadas fue el color del verano. Algunos de los mejores estilismos que duran todo el año es la apuesta al blanco.

7. Comidas ligeras. No te olvides de las recetas que descubriste en verano (y aprendiste a cocinar): ensaladas que puedes dejar hechas varios días, con ingredientes nutritivos como lentejas o garbanzos. Hazte con utensilios para verduras, ya que harán la base de muchas de tus ensaladas, así como tuppers para poder llevártelas a cualquier parte.

20170831_How-to-make-the-Summer-last-all-year-long-4

8. Sigue alargando tus tardes. Disfruta de las terrazas de la ciudad hasta que cierren. Aprovéchate de las terrazas que disfrutamos en el mediterráneo, disfrutando de las horas de luz y las bebidas del verano.

9. Música por todas partes. Las canciones del verano te recordarán a los mejores recuerdos de tus vacaciones y también… te rejuvenecerán. Escucha los ritmos y luce una sonrisa en tu rostro, te apetecerá levantarte a bailar.

10. Piensa en positivo. Esto es lo más importante, antes que nada. Pensar en verano te subirá la autoestima, es sinónimo de buen clima y vacaciones. ¡Sabes que llegará a su fin… pero puede empezar la cuenta atrás para el próximo!